Madrid en agosto

Viernes, 28 agosto 2009 en 1:20 | Publicado en espíritus, lo personal es político, política y sociología | 2 comentarios

A lo tonto han sido varias exposiciones las de este verano ¡recuperando las viejas costumbres!

Leibovitz, por casualidad, vista demasiado rápido pero que deja el regusto dulcificador a pesar de ser barrida la visitanchada al cerrar. Et il fait trois ans… Reina Sofía, Juan Muñoz, más planificada aunque también accidentada y antes de cerrar.

Ahora también Richard Rogers, con ganas de volver a verla también con truco dentro: se habla de una persona, te recuerda a ella un visitante, todo impregnado en esos temas: la recuperación del espacio público urbano para las personas, öffentliche Raum. Y ahora, anoche, sigo teniendo presente la arquitectura. Comisariada por él mismo, ¿a qué arquitecto no le apetece que hablen de él de la manera que uno quiera? Estudio (despacho, dice el folleto mal traducido) multiculti, gafapasta, sostenible ecológicamente.

Y, sin embargo, a mí el Pompidou nunca me ha gustado. Aunque ahora me han explicado por qué está bien hecho, el valor que tiene.

Estoy leyendo Deseo, de Jelinek (Elfriede), uno de mis regalitos de cumpleaños de una amiga que me quiere bien y me ha encantado con su regalito. Volviendo mucho a Austria. Lástima no poder ir de vacaciones. Una amiga se ha vuelto allí; otra ha compensado viniéndose de Alemania a aquí. La suizilla, temporalmente por aquí, como siempre.

Deseo… Pienso que es imposible en una recensión acercarse a la carga de profundidad sociológica de esta escritora. Frase número 1: subrayada. Un nivel. Frase número 2: metáfora concisa. Frase número 3: crítica política. Frase número 4: y la trama sigue. Afilada, brutal, desasosegante, feminista, sadomasoquista, progresista, realista, ¡no sé cómo no la echaron del país hace tiempo! Aunque está un poquillo afectada emocionalmente, cualquiera que haya leído algo suyo, aunque sean traducciones, comprende por qué es una gran autora que ha recibido el Nobel. Estaba en Austria cuando se lo dieron y entre muchas personas conservadoras, incluso jóvenes, la reacción era tibia. Altamente recomendable, voy degustándolo a poquitos, pues no es un libro de leer en el metro… Me resulta muy curiosa cuán distintas pueden ser las perspectivas ante el libro. Si leemos la crítica de Amazon ¡parece que no ha entendido nada ! (y, sí, pongo demasiadas admiraciones porque se me ha pegado el estilillo del libro, que viene del imperativo alemán…) En “product description” y en muchas otras reviews inglesas tampoco hablan de bDsM, que es otra manera de examinar la explotación de Gerti y cómo se la reapropia ella. Ahora, criticadme…

Many, and in particular feminist, scholars question the repetitive and immutable quality of Jelinek’s presentation of brutalized sexuality. Jelinek, recipient of the Nobel Prize for Literature in 2004, has defended her depiction while at the same time admitting her inability to find a language that captures sexuality from a female perspective. For her, as a Marxist feminist, sexuality within the context of the traditional marriage with its unequal distribution of property – and therefore power – is inherently violent and abusive. Just as Gerti is caught in societal structures that prevent self-expression of sexuality, the author cannot write a pornographic novel and simultaneously preserve herself as subject. She states: “I wanted to find a feminine language for the obscene. But the text destroyed me – (DeMeritt, Linda C.. “Lust“. The Literary Encyclopedia)

Es asqueroso y sin embargo liberador para ella. La mayoría de las críticas señalan el elevado tono erótico… Yo diría que es sexual, descriptivo, clínico, pornográfico. No te puedes masturbar con ello. Puedes… pensar, caer en la cuenta, ver el capitalismo(patriarcado) de otra manera, o sea: verlo. Una cita de la traducción española (no la mejor, hay cientos…); lo mejor es dejarla hablar:

Muerde a la mujer en el pecho, lo que hace que las manos de ella se disparen hacia delante. Eso despierta aún más cosas en él, la golpea en el cogote y sujeta con fuerza sus manos, sus viejas enemigas. Tampoco ama a sus siervos. Embute su sexo en la mujer. La música grita, los cuerpos avanzan. La señora directora se sale un tanto de sus casillas, por eso la bombilla tiene tantas dificultades para encenderse. Un perro dormido es el hombre, al que no se hubiera debido despertar para traerlo a casa, sacándolo del círculo de sus socios. Lleva el arma bajo el cinturón. Ahora, se ha disparado algo así como un tiro. La apuesta deportiva se ha perdido. La mujer es besada. Escupiendo, se le gotean cariños al oído, hace mucho que esta flor no florecía, ¿no quiere usted darle las gracias?
Antes, él todavía se ha removido dentro de ella, pronto sus dedos sacarán un buen sonido al violín. ¿Por qué la mujer vuelve la cabeza? ¡Todos tenemos sitio en la Naturaleza! Hasta el miembro más pequeño aunque no esté muy cotizado.

Anuncios

2 comentarios »

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

  1. Ah… qué envidia, Madrid en agosto o en cualquier otro mes, con sus exposiciones y su vida bullendo por todas partes. A ver si no retiran las que has comentado cuando pueda dejarme caer por allí antes de fin de año. Muy interesante lo que dices de Jelinek, hace años leí La pianista, y siempre me ha parecido un mundo aparte en la literatura contemporánea, como Thomas Bernhard, aunque un poco fuertecilla para un aficionado a los sandwiches de pepino y los candelabros ingleses como yo. Leyendo tu post pienso en esa etiqueta tópica del “alto contenido erótico”, que a menudo impide “ver” de qué se habla con el sexo, y más allá del sexo. ¿Y qué es lo que ha pasado en Austria, para que aparezcan estos escritores-francotiradores inimitables en lo que fue la cuna del arte burgués? Si no recuerdo mal, tenías algún mal recuerdo de tu estancia allí. Ya te interrogaré un poquito más algún día. Saludos.

  2. […] uno de ellos ya lo […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.

A %d blogueros les gusta esto: